A la hora de elegir un calzado óptimo para niños hay que hacer hincapié en varios aspectos. Son clave tanto las características como el tipo de zapato. El calzado de los niños, además de ser un complemento indispensable para sus looks, también lo es para su desarrollo. De una buena elección de los zapatos desde bien pequeños depende el correcto crecimiento de tu hijo.

La estética y el diseño es lo primero que nos entra por los ojos, pero cuando se trata de calzado infantil hay que tener en cuenta otros aspectos. ¿Sabes qué modelo se adapta mejor al tipo de pie de tus hijos?

En nuestra tienda Young&Kids vas a encontrar gran variedad de modelos para todo tipo de ocasiones. Modelos divertidos, con colores llamativos, llenos de flores o con dibujos. ¡Se adaptan perfectamente al pie de los más pequeños de la casa!

Antes de realizar tu compra te aconsejamos que tengas en cuenta algunos consejos para poder elegir el mejor zapato esta nueva temporada.

Detecta el “superzapato”

Elige bien. Desde que los pequeños empiezan a caminar solos, el calzado se convierte en un elemento importante que incluso puede influir en su desarrollo físico. Por eso es tan necesario detectar el zapato que se adapte perfectamente al tipo de pie.

Nuestra recomendación:

  1. El zapato debe llegar hasta debajo de los maléolos (los huesos laterales del tobillo). Si eliges unas botas, han de ser lo suficientemente flexibles para permitir el movimiento completo de la articulación del tobillo.
  1. La plantilla del zapato tiene que ser plana y flexible para que el niño vaya lo más cómodo posible.
  1. Elige un calzado plano y lo suficientemente ancho por delante como para permitir que los dedos se abran y muevan con libertad.
  1. ¡Los materiales son importantes! Te recomendamos que elijas un calzado que esté fabricado con materiales naturales que permitan la transpiración. Nuestra recomendación es que los zapatos estén fabricados con materiales como la piel o el cuero. ¡Tus hijos sentirán la comodidad en sus pies!
  1. El modelo más adecuado es un zapato que se adapte y sujete bien al pie. Este calzado ha de disponer de cordones o velcro en el empeine.
  1. A pesar de haber elegido un calzado correcto y de prestar atención a estas recomendaciones, has de tener en cuenta que los zapatos o zapatillas deben de utilizarse sólo unas horas del día.
  1. Antes de realizar la compra del zapato es recomendable probar los zapatos con los calcetines puestos y detectar si existe una separación o espacio de entre 0,5 y 1,5 centímetros entre el dedo más largo y el calzado. 
  1. El mejor momento para probar el calzado es al final del día, cuando los pies del niño están más hinchados. Te recomendamos también que se ponga de pie para que cargue todo el peso sobre los dos pies.
  1. ¡Pero ojo! No debes comprarle una talla más grande de calzado para que pueda utilizarlo durante más tiempo. Si el calzado no es justo y no se adapta perfectamente a la forma de su pie, puede ocasionarle ampollas, rozaduras o alteraciones en el pie del niño, en su forma de caminar.
  1. ¡Cuida la salud de su pie! Si la calidad del calzado no es óptima puede acarrear enfermedades en la salud de los pies de los más pequeños de la casa. Por el uso inadecuado o un modelo imperfecto, puede ocasionar deformidad de los dedos y uñeros hasta la tendinitis aquílea, el dolor en la planta del pie, las verrugas o los eccemas de los dedos a causa de materiales sintéticos. Es necesario que cada cierto tiempo el niño pase revisiones médicas periódicas para comprobar que no existe ninguna complicación y, si la hay, tomar rápidamente las medidas necesarias para que no afecte a otras zonas, como las rodillas o la espalda.

Los errores comunes

  1. Ponerle botas para que le sujeten el tobillo: Si el calzado no permite la libre movilidad del tobillo, está perjudicando su desarrollo. Por eso, este tipo de calzado (las botas) han de utilizarse sólo para proteger del frío y la humedad.
  1. Abusar de las deportivas: No es recomendable abusar de este tipo de calzado deportivo. Conviene que los niños las usen con moderación porque la mayoría están fabricadas de plástico, lo que puede provocar una sudoración excesiva. Esto puede ocasionar irritaciones en los pies del niño. La mejor opción es elegir un material de calzado que sea de piel o de lona. Estos materiales son mucho más transpirables y cuidan la salud del pie de los más pequeños.
  1. Heredar: En la mayoría de ocasiones los zapatos son heredados de hermano a hermano. Esto supone un ahorro económico para muchas familias, pero no es una práctica recomendable. Los pies de cada niño son diferentes y cada uno tiene una forma distinta y particular de caminar y pisar.

¿Cómo saber si un zapato le aprieta?

Es importante que detectes si el calzado le aprieta o no porque el pie crece tan rápido durante los primeros años que muchas veces el zapato estará casi nuevo a la hora de cambiarlo. Pero no conviene alargar la vida del zapato porque podría provocar problemas en el desarrollo de sus pies y, a la larga, provocar problemas y alteraciones.

Adelántate a los acontecimientos y no esperes a que el niño se queje. Quizá sea demasiado tarde para la salud de sus pies. De hecho, los zapatos que se quedan pequeños pueden provocar problemas en los dedos del pie del niño y ocasionarles mucho dolor y heridas,

Para que esto no les ocurra te aconsejamos que revises los zapatos una vez al mes y compruebes algunos aspectos cuando el niño esté de pie:

  • Desde el dedo más largo del pie (casi siempre el pulgar, pero a veces es el segundo dedo) debería quedar alrededor de 1,5 centímetros hasta llegar a la puntera. Se debería poder introducir sin mucho esfuerzo nuestro dedo índice entre el talón del niño y el zapato.
  • ¡No te fies del número del calzado! Cada fabricante es un mundo y el tallaje puede variar.
  • Inspecciona el pie del niño y vigila que no haya zonas con rozaduras.
  • Vigila también las uñas de los niños pues, aunque esto pueda resultar menos importante, podría indicar que los zapatos les aprietan.

En nuestra tienda Young&Kids vas a encontrar gran variedad de modelos y marcas. Para que los más pequeños de la casa sientan la comodidad en sus pies, bien sea para ir al cole o para una ocasión más especial. ¡No te puedes perder todas nuestras nuevas colecciones!